La chenilla está compuesta por un hilo de pelo cortado voluminoso que ofrece un aspecto aterciopelado, de tacto suave y resistente. También puedes encontrar Chenillas de doble cara que ofrecen la posibilidad de hacerlas reversibles con diferentes tonos de color y estampados. El uso más habitual para este tipo de tela es la tapicería de...